sábado, 26 de mayo de 2012

Blogueras de Asturias: dos años tejiendo la red

Las mujeres de Asturias blogeras: "blogueras.as" llevan ya dos años de existencia y movimiento en la red.
A través de mi blog conocí a la infatigable Belén Suárez Prieto que, tenaz, me invitó temporada tras temporada, a los habituales encuentros que disfrutan estas mujeres en la Santa Sebe de Oviedo.

Por unas cosas o por otras, nunca se me arreglaba ir, pero por fin, la pasada tarde del jueves 24, tras dejar atrás unas duras jornadas, decidí acercarme hasta allí para vivir una nueva experiencia y cambiar un poco de aires.


Allí se encontraban, tomándose una cervecita, relajadas y amigables, en la paz de la Calle Altamirano, ya hace años sin coches, en el exterior de la famosa Santa Sebe, donde hacía "décadas" que yo no entraba, las chicas, señoras, mujeres blogueras; cada una de una procedencia profesional, personal, generacional y emocional bien distinta, aunque también con algún que otro denominador común.

Podría decir que las anfitrionas eran tres: Yolanda Lobo, (http://yolandalobo.blogspot.com), gurú de la noche ovetense y propietaria de La Santa Sebe y, recientemente de Dickens 12, el antiguo "Tamara" que hace honor a la cafetería que existía con dicho nombre en la Avenida de Galicia, un auténtico escaparate de la tipología social de la zona, en los setenta y ochenta; la propia Belén Suárez Prieto (belensuarezprieto.blogspot.com) y María F. Campomanes, (mariacampomanes.blogspot.com), ex directora del Instituto Asturiano de la Mujer, aunque la jornada estuvo dirigida por Ana Rey que sería, de alguna manera protagonista, explicándonos las bondades y dificultades de @twitter.

Buen rollito. Casi todas se conocían entre sí, aunque había alguna que iba por primera vez, como yo, rápidamente encontramos acogida y charla por parte de las veteranas.


De entre las "nuevas" en la reunión de blogueras "Blogs and Bears" que, como he comentado, celebraban su décima reunión en los dos años que llevan convocando estas citas internáuticas, las chicas que están en la foto de arriba.

En primer término y de izquierda a derecha, la candasina Cristina Sahún y Ana Rosa Hevia (http//blog.arhevia.es) formadora de aplicaciones de Informática y creadora de un blog para el Centro de Mayores de Luanco www.mayoresgozon.blogspot.com.

Tras ellas, las amigas polesas María Jesús y Carmen participantes del programa "Tiempo Propio", y Kely Fueyo,  profesora de Pedagogía en la Universidad de Oviedo y bloguera.

En la foto de abajo, a la derecha, la economista de la Consejería de Sanidad, Esther Lafuente (http//estheryelmundo.blogspot.com.es)

Como podéis ver, en la mesa, esperándonos, una "picadera" estupenda y casera: tortilla de patata, pan tumaca, (castellanismo de "pa amb tomàquet"), embutidos, y las pastas de postre hechas por Beatriz Egido, enfermera de Pola de Allande y ex concejala socialista de Igualdad durante ocho años en aquel ayuntamiento.
Yo pagué la novatada, y como nadie me dijo nada, me presenté con las manos vacías...¡qué vergüenza!

Otras de las asistentes que aparecen en la foto de arriba, aparte de la ya mencionada María Campomanes, muy sonriente en primer termino, también estaba la periodista Flor Pavón, a quién recuerdo como corresponsal telefónica en las Cuencas, cuando yo trabajaba en Radio Asturias Cadena S.E.R. y posteriormente como responsable de diversos gabinetes de los gobiernos socialistas. 

Tras ellas, la profesora de Historia, Enma Valdeón (http://lavidasecretadelaspalabras.blogspot.com.es/) y la escritora y flamante archivera del T.S.J.A. Pilar Sánchez Vicente (http://pilarsv.blogspot.com/) que me avanzó el escenario de su nueva novela, ubicada en los palacios ovetenses del Marqués de Camposagrado (tardobarroco/neoclásico) y del barroco Valdecarzana-Heredia, sedes de dicha institución, e inspirada, entre otros personajes de ese curioso siglo XVIII en Asturias, como Joaquina Bobela.


Sobre el texto, un momento de la reunión. PCs de todos los tamaños, iPads, tablets, blackberrys e iPhones para seguir las explicaciones de la experta twittera Ana Rey que fue presentada por Belén Suárez Prieto.



Allí, las que no tenían cuenta en twitter, aprendieron a registrarse, y las que ya teníamos, twitteamos un poquito. Yo, aprendiendo detalles que desconocía.

Un dato: según parece, el porcentaje de mujeres que son de twitter ronda el 25% y, aunque subiendo, parece llamativamente escaso, verdad?

Otras de las blogueras que formaron parte del encuentro fueron la ex directora de Cultura y Política Lingüística, Consuelo Vega Díaz http://www.elmundosigueandando.blogspot.com.es/, con la que coincidí en numerosas ocasiones en mi etapa como cronista cultural en La Voz de Asturias; Ana Cachero, del Centro Asesor de la Mujer de Grado y concejala en Mieres con Misael F. Porrón de 1999 a 2000; la psicóloga Manuela Suárez Granda, la súper-informática Miriam Ruiz; Beatriz Oliva, del Instituto Asturiano de la Mujer; la fotógrafa de Blogueras.as y bloguera (http://cajhilos.blogspot.com.es) Begoña A. Moratinos, la concejal de Deporte e Igualdad de Parres y psicóloga Jimena Llamedo y la funcionaria del Registro de la Universidad de Oviedo, secretaria de Igualdad de la Federación de Enseñanza de CCOO y autora de "Callejero de Oviedo con nombres de mujer" Isabel Antón, entre otras.

En la imagen inferior, en primer término y de izquierda a derecha: Ana Rey, servidora padeciendo el flashazo, Consuelo Vega, y en segundo plano, una chica de la que no sé el nombre (help!), Yolanda Lobo, Pilar Sánchez Vicente, María F. Campomanes y Belén S. Prieto.


Otro momento de la reunión con otras de las chicas asistentes que atienden las explicaciones de Pilar Sánchez Vicente. Con la camisa estampada, Jimena Llamedo; a su lado, de rojo, Isabel Antón, y con el jersey negro, sentada, Miriam Ruiz.

                                                                                                      
Una vez se consideró que las estupendas explicaciones de Ana, interrumpidas por el habitual guirigay que se organiza en este tipo de eventos, en los que las dudas y los comentarios interrumpen a la amiga ponente, etc, y ya pareció que el encuentro twittero había llegado a su fin, Belén S. Prieto leyó un comunicado de apoyo a la Enseñanza Pública, por parte de BloguerasdeAsturias y tras ello, algunas nos despedimos.

Tras la barra, el único hombre de la reunión, totalmente entregado a su papel de barman.

A la salida, Yolanda me habló de su blog. En él se dirige contínuamente a Carmen, su socia fallecida hace ahora tres años. 

Imagino que para ella es una manera de mantener más vivo aún su recuerdo, aunque también lo es de sujetarla a una realidad a la que ya no pertenece, impidiendo así que su presencia vuele en su espacio eterno y manteniendo en su corazón y en su mente, la herida abierta de su ausencia. 
Es algo por lo que yo he pasado y por ello me expreso con tanta claridad.

Depende como se mire. Yo soy de las personas que pienso que, a todos nuestros seres queridos que se van, hay que dejarles ir. Concederles su espacio. No tratar de retenerles para siempre, egoístamente a nuestro lado. 
A fin de cuentas, los que padecemos esa dolorosa ausencia somos los que nos hemos quedado aquí, y así, liberándoles generosamente, nos liberamos nosotros también y podemos continuar viviendo la vida serenamente, que seguro es como a ellos les hubiera gustado que lo hubiéramos hecho y a nosotros que lo hagan los que se queden, cuando nos toque el momento de la despedida.

Al salir de "La Santa", la histórica "Santa", la agradable noche ovetense de jueves, con presencia de pequeños y despistados grupos de congresistas en las calles vacías, me provocó una deliciosa sensación de libertad.

No sé si me invitarán para otra ocasión, pido disculpas por adelantado porque me faltan algunos enlaces de los blogs de algunas de las chicas, e incluso he podido fallar en la relación de nombres y cargos, ¡espero que, si es así, me ayudéis a rectificarlos! pero desde aquí quiero decirles a todas que me ha "prestado" un montón conocerlas y que me ha venido muy bien tomar contacto con "su mundo en red".


                                                                                



viernes, 25 de mayo de 2012

Días para lavar jerseys

El termómetro de mi coche marca los 23 grados a la sombra. Escribo con las ráfagas que me trae el aire del ambientador natural que regala incansablemente la flor de azahar del naranjo de mi jardín. 

Mi naranjo, atacado desde hace años por un hongo del que desconozco su tratamiento, pero que no impide que el árbol siga dando cada año naranjas (incomestibles) y botones y flores de azahar, está cada temporada, más frondoso y generoso en aromas y frutos.


Compitiendo enfrente, un gallardo rosal, de aspecto cuasi salvaje, aunque plantado en su día voluntariamente, y de especie desconocida por mí, también aporta el componente aromático "rosa", fragancia muy presente en los perfumes de alta gama.


Falta poco menos de un mes para el verano y ya la gente se anima a quitarse las botas, las lanas, los abrigos...
Ayer y hoy fueron los típicos días para ir sacando la ropa de verano, aunque parece ser que se aproxima una bajada de temperaturas.

Yo soy de esas personas que, cuando comienza la temporada, lavo de nuevo (lo hago también al guardarlos en el desván) los jerseys y el resto de ropa, porque al añadir en sus bolsas y cajas los productos antipolillas, siempre queda impregnado el típico olorcillo un tanto molesto. 

Tuve un colaborador en la radio, cuya madre siempre le decía que los jerseys no se debían de lavar, que cuando se viera que estaban ya sucios había que tirarlos. Siempre me he quedado con ese argumento tan chocante. 
¡Qué manera más curiosa de entender el mantenimiento de las prendas y de practicar la higiene y el ahorro! 

Está claro que en el mundo hay gente muy diversa y, sin duda esas señora, si pensaba eso de los jerseys, tendría, asimismo, una curiosa teoría de entender la vida.

Y como limitación a los que nos gusta tener la casa bien ventilada y disfrutamos de que entre el sol y el aire primaveral, aparece flotando en el aire, casi como una nevada algodonosa, el polen de los chopos, auténtico martirio para los alérgicos, que nos invade habitaciones, pasillos y que nos obliga a mantener nuestra casa cerrada, a nosotros, a los que estamos deseando que llegue la luz y la vida en forma de verano, sobre todo aquí, en Asturias.



Días para lavar jerseys... Podría ser una metáfora...

Días para recuperar los colores, la claridad de la amplitud de las horas del día, descubrir las pieles mortecinas y blancas, relacionarse con amigos y familia en el exterior, días para aspirar, mirar y sentir.
Días para vivir.