sábado, 19 de mayo de 2012

Coaching: Aprender haciendo


El pasado viernes 18 de mayo, la Comisión de Psicología del Trabajo, de las Organizaciones y los RRHH del Colegio Oficial de Psicólogos del Principado de Asturias celebró, en el Auditorio Príncipe Felipe de Asturias, la 5ª Jornada "Psicología y Coaching".

Fue un encuentro muy interesante al que acudieron, en horario de mañana, numerosos-as profesionales de la Psicología, que llenaron la sala durante las seis horas que duró dicha jornada.

Abriendo la sesión inaugural, el decano presidente del Colegio Oficial de Psicólogos, Ramón Vilalta, que, acompañado por la psicóloga, coordinadora de la Comisión de Psicología del Trabajo de las organizaciones y RRHH del COPPA y miembro del Comité Organizador, Ana Torga, presentó al primer ponente, Marino Pérez, catedrático de Psicología de la Universidad de Oviedo. 

Pérez, que ubicó en 1980 el comienzo de la consideración del coaching como disciplina, disertó sobre "El valor añadido del psicólogo en la práctica del coaching", definiendo al coach como "mentor, preparador..." así como reseñando el feed back que, en forma de aprendizaje, recibe también él mismo. 
Afirmó que "actualmente, el coaching es una moda que podría derivar en una trivialidad" y señaló los contextos donde, en los inicios y con mayor significatividad, se ubica el coaching: en el deporte, y ahora ya, en el ámbito empresarial y personal. 
También justificó el éxito del coaching por el desmoronamiento de la figura tradicional del mentor y por la pérdida de motivación en relación con el trabajo pues, según él "los trabajadores de hoy, no se identifican con lo que hacen" mencionando, asimismo, la obra del sociólogo Richard Sennett "La corrosión del carácter". 
También recordó la competitividad existente entre las personas que trabajan en un mismo lugar, y la utilización del capital humano como un bien, como un "concepto humanista", dejando entrever este engañoso argumento utilizado por el falso coach, al que denominó  "lobo con piel de oveja".



Seguidamente tuvo lugar una mesa redonda sobre "Los beneficios del coaching para las organizaciones: perspectivas de las diferentes asociaciones" en la que intervinieron Manuel Seijo, presidente de la Asociación Española de Coaching y Consultoría de Procesos, Fernando Pintueles, presidente de la Sección de Asturias de la Asociación Española de Dirección y Desarrollo de Personas, que sustituye al saliente, Balbino González, y César F. Llano, presidente de International Coach Federation España.



Tras la consabida pausa para el café, Carmen Mellina, directora de la Escuela Europea de Coaching, desarrolló "Experiencia de coaching en empresas" y, como última ponencia, la de Juan José Arias, de ArcelorMittal University Campus Avilés, que versó sobre "El coaching profesional interno en la empresa: desarrollo de una experiencia práctica" y que fue presentada por Isabel García, psicóloga y miembro del Comité Organizador y, a la sazón, directora del Curso sobre Formación Profesional para el Empleo, que se imparte en el Centro de Referencia de FP y cuyos alumnos y alumnas asistieron muy interesados, formando parte del público.

                                                                           
                                                                                


Sobre estas líneas, algunos de estos alumnos, como Margarita Fernández, Trinidad Fuertes, José Ramón Muñiz, Cristina Astorgano, Alberto Román, Clara Galguera, Lidia Fernández, María Rodríguez Vena, María José Fernández, Pablo Peri, Andrea Blanco Requeijo, los hermanos Javier y Pilar Díaz, y Susana Jiménez.

     
                                                                       
                                                                             
Para la clausura acudió el responsable de Formación de FADE, Alejandro Blanco y la jornada finalizó muy satisfactoriamente, tanto para los asistentes al mismo, como para los ponentes invitados y los organizadores del encuentro, que posaron muy sonrientes para esta bloguera.
¡Hasta el año que viene!